Foto: Agencias

Un reciente estudio a cargo del neurocientífico John McGann de la Universidad de Rutgers, en el estado estadounidense de Nueva Jersey, descubrió que la supuesta inferioridad del olfato humano frente a la de otros mamíferos como los perros, es un mito.

McGann explicó que: “La idea de que los humanos son incapaces de distinguir entre una amplia gama de aromas es un mito que se arrastra desde el siglo XIX”.

El bulbo olfatorio humano, encargado de trasmitir señales a otras áreas del cerebro para ayudar en la identificación de olores, está tan desarrollado como en otros mamíferos y tiene el mismo número de neuronas, según el estudio.

“Así que podemos equipararnos, por la capacidad de detectar y distinguir los olores, a los perros y a las ratas, que están entre los mejores rastreadores del reino animal”, señala John McGann en un informe.

El estudio reveló, además, que los seres humanos son capaces de distinguir hasta un billón de olores diferentes, significativamente más de los 10 mil que se mencionan en los manuales de psicología.

ELABRELATA / AGENCIAS